El Mensajero (Español)

Posted: February 15, 2017

Foto EMC por Jeff Witherow

Rodell Richardson habla con Erica King, supervisora clínica de Servicios de Recursos Comunitarios, en la despensa de alimentos del Centro Familiar Católico el 28 de diciembre.

Campaña ayuda a los ministerios a socorrer a los que están en crisis

Por Annette Jiménez/EMC

ROCHESTER -- Erica King llama el programa Servicios de Recursos Comunitarios el "punto de triage" para las personas que recurren al Centro Familiar Católico para asistencia.

"Somos el programa de necesidades básicas", dijo King, supervisora clínica de Servicios de Recursos Comunitarios, que provee alimentos y fondos de emergencia a los residentes del área.

Ella dijo que las personas recurren a Servicios de Recursos Comunitarios cuando se enfrentan a innumerables situaciones, desde la pérdida de empleo hasta la falta de comida porque sus beneficios de servicio social se agotaron o por tener que alimentar otra boca cuando de repente les toca la custodia de un nieto porque un hijo o hija va a la cárcel.

Servicios de Recursos Comunitarios está entre varias agencias que reciben fondos de la Campaña de Navidad anual del Catholic Courier/Caridades Católicas, dijo Marvin Mich, director de intercesión y ministerio social de parroquias en el Centro Católico Familiar.

Mich dijo que Servicios de Recursos Comunitarios recibe una porción más grande de la Campaña de Navidad. El año pasado el programa sirvió a 2,500 familias, dijo King.

Cuando la necesidad es comida, Servicios de Recursos Comunitarios trabaja en asociación con Foodlink para proporcionar tantas opciones de alimentos saludables como sea posible mientras también se permite a los clientes escoger lo que necesitan de su alacena, dijo ella.

Servicios de Recursos Comunitarios también proporciona artículos higiénicos, que son importantes cuando un cliente está tratando de obtener un apartamento o impresionar a un posible empleador para un empleo, dijo King.

"Proporcionar estos productos puede hacer una gran diferencia para la gente", dijo ella.

Además, los fondos de la campaña permiten a sus gerentes de caso asignar dinero a cualquiera que necesite una subvención de una sola vez para un depósito de seguridad o el pago del primer mes de alquiler para un apartamento, dijo. La cantidad disponible para la asistencia financiera usualmente está en proceso de cambio ya que los fondos son asignados según son recibidos por la agencia, observó King.

Cuando los fondos de emergencia en efectivo están disponibles, los clientes hacen fila fuera de la oficina en la Avenida Joseph No. 539 para solicitar asistencia, comentó ella.

"No hay suficiente de eso (financiamiento) en la comunidad", dijo King. "El dinero de la Campaña de Navidad realmente ayuda a las personas cuando están pasando por una crisis en sus vidas para que puedan tratar de estabilizarse".

Con estabilidad en mente, Servicios de Recursos Comunitarios ha estado dirigiéndose hacia un nuevo modelo de ayudar a las personas a lograr la autosuficiencia financiera, dijo King. Se ha empezado a trabajar con los clientes para establecer metas y presupuestos y discutir cómo priorizar cuando les toca una crisis, explicó ella.

"No hacemos un favor a nadie cuando le damos dinero pero le dejamos en la misma situación", dijo King.

Bethany House, un alberge de Trabajador Católico para mujeres y niños sin hogar, usa su subvención de $800 de la Campaña de Navidad para prestar ayuda en momentos de transición, explicó Donna Ecker, su codirectora. Con el dinero recibido de la Campaña de Navidad, Bethany House provee prescripciones de emergencia para mujeres que salen de encarcelamiento, paga las facturas de calefacción para los residentes que no califican para otro tipo de asistencia pero se enfrentan a que le corten la energía y también ofrece transportación de emergencia, dijo.

"Ayudamos a las personas con transportación de emergencia si tienen un familiar que fallece en otra área, o a mujeres que están huyendo de la violencia doméstica y necesitan trasladarse a otra área", dijo Ecker.

NOTA DE LA REDACCIÓN: Para hacer un donativo a la Campaña de Navidad, haga los cheques pagaderos a Christmas Appeal y envíelo al Catholic Courier, PO Box 24379, Rochester, NY 14624. Por favor incluya su nombre, dirección, ciudad, estado, código postal, número de teléfono y si el donativo se está haciendo en honor o la memoria de alguien. Para información adicional, visite www.catholiccourier.com/christmas-appeal.