El Espiritu Santo transforma todo

Este Tiempo de Pascua va a terminar en el Domingo de Pentecostés, la fiesta del Espiritu Santo. ¿Quién es el Espiritu Santo? El Espíritu Santo es el Dios que está en movimiento. El poder y la energía del amor de Dios!

Él que se mueve y quiere entrar como un viento poderoso para transformarlo todo.

Él que quiere movernos fuera de las paredes sólidas de la Iglesia como llamas de fuego, encendidas por el amor hacia el mundo. El Espíritu Santo no puede ser contenido por paredes sólidas; el Espíritu Santo quiere entrar y llenarnos, tocarnos:

* en aquellos lugares donde necesitamos ayuda.

* en las luchas que parecen ser mucho para nosotros,

* en las circunstancias donde la tristeza nos pesa,

* en los momentos de desolación, y

* y en todas esas áreas donde necesitamos y hay temor.

El Espíritu Santo quiere entrar aquí para "encender" nuestros dones, talentos y potenciales para que los utilicemos y hacer la diferencia en nuestras parroquias y nuestros barrios.

El Espíritu Santo quiere fluir en nuestras parroquias para demostrarnos nuestra belleza, y la belleza de todas las personas a nuestro alrededor.

El Espíritu Santo quiere hacernos concientes de que somos verdaderos hijos e hijas de Dios — y él quiere darnos el poder de vivir esta realidad!

El Espíritu Santo quiere entrar como viento poderoso para que nos sonriamos unos con los otros, nos bendigamos, nos toquemos y sanemos los unos a los otros, para que de verdad nos conozcamos, comenzando por nuestros nombres! Y nos digamos lo especial que somos!

El Espíritu Santo quiere entrar y quemar — que nadie se sienta solo; que las personas nuevas se sientan bienvenidas; que los que siempre han estado aquí no se sientan desvalorados; que los extrangeros sean abrazados con calidez; y que notemos si alguien está ausente e ir a saber de ellos!

El Espíritu Santo quiere darnos luz para que veamos que encantadores y dignos somos, y quiere que crezcamos y seamos fuertes en ese reconocimiento. Quiere que ayudemos a todos en nuestro alrededor a ver esos encantos y dignidad en ellos mismos!!

El Espíritu Santo quiere entrar en nuestras parroquias para ayudarnos a conocer, experimentar, creer y actuar esta verdad todos los días y cada momento de nuestras vidas! Eres amado! Eres amado por Dios! Vienes de Dios! Perteneces a Dios!

Eres un hijo irrepetible de Dios! Eres un milagro! Eres único! Eres especial! Y así mismo todos los que están a tu alrededor en su propio derecho!

Es por esta razón que necesitamos desesperadamente ser tocados y abrirnos para recibir y llenarnos del Espíritu Santo!

Y es por lo que ahora pedimos:

Ven Espíritu Santo! Ven! Hazlo por nosotros Espíritu Santo!

Ven! Ven! Ven!

Ayúdanos a ver nuestra propia luz! Nuestra belleza! Nuestros dones! Ven!

Ayúdanos a ver que te pertenecemos y somos tuyos! Ven!

Ayúdanos a sentir y experimentarlo en la profundidad de nuestros huesos y en cada célula de nuestro ser!

Ayúdanos a pensar fuera de esto! A actuar fuera de esto! A vivir fuera de esto! Y a siempre recordar quienes somos verdaderamente y que te pertenecemos!

Queridos amigos, el Espíritu Santo quiere hacer esto por nosotros! Quiere tocarnos! Invita al Espíritu Santo a renovar tu vida! A que se apodere, invítale a entrar!

El próximo Domingo es Pentecostés. No perdamos tiempo. Invita al Espíritu Santo ahora; invítale ahora! Ven Espíritu Santo! Ven! Ven!

El Padre Mugavero es el párroco de la Iglesia Santos Apóstoles en Rochester.

Copyright © 2022 Rochester Catholic Press Association, Inc. All rights reserved. Linking is encouraged, but republishing or redistributing, including by framing or similar means, without the publisher's prior written permission is prohibited.

No, Thanks


eNewsletter