La comunidad de Brockport se une para dar gracias

BROCKPORT — Las respuestas fueron tan variadas como la gente reunida para una celebración de gratitud interreligiosa.

"Esta es su oportunidad para levantar las manos en gratitud a Dios por las muchas cosas por las que estamos agradecidos" dijo Margot Van Teten, la agente de pastoral universitaria en el Centro Católico Newman de SUNY Brockport donde se celebró el servicio el 16 de noviembre.

Amigos, familias, salud, amor, comida, gatos y perros y hasta el juego de golf y los arco iris fueron varias de las cosas por las que más de 150 personas gritaron que estaban agradecidas. En la asistencia había familias con niños chiquitos, estudiantes y retirados. Los participantes también donaron comida para la Despensa de Brockport que está situada en la Iglesia Episcopal de San Lucas.

El personal de la universidad y los estudiantes trabajaron con la Asociación de Ministerio del Centro del Pueblo de Brockport para patrocinar el evento como parte de los esfuerzos de la Universidad de promover la cooperación interreligiosa y el servicio a la comunidad, explicó Penny Gardner, del ministerio migrante diocesano para el áre de Brockport

"Es fantástico", dijo hablando sobre el evento Kathy Kutolowski, una profesora de historia retirada de Brockport. "En un momento en que varios elementos de nuestro país están tratando de dividir a la gente y de plantar semillas de odio, este servicio es algo magnífico".

Kutolowski, que asistió con su esposo, John, que es también profesor de historia retirado, es una voluntaria en la Despensa y dijo que la comida donada ayudaría a 175 personas que iban a recibir cestas de Acción de Gracias. Los estudiantes de la universidad también han recolectado comida, ella añadió.

"Tenemos una magnífica cantidad de comida porque los estudiantes de la universidad han hecho un trabajo excelente".

La dedicación a ayudar a los hambrientos es parte de una misión que ha asumido la universidad en respuesta al reto hecho por el Presidente Barack Obama a las comunidades religiosas y a las universidades la primavera pasada, explicó Amy Kruppenbacher, coordinadora de organización estudiantil para el departamento de desarrollo de la comunidad de la universidad.

Los estudiantes tienen la intención que el esfuerzo de este año se convierta en permanente en todas las universidades de la nación dijo ella, añadiendo que ella espera que el servicio de gratitud interreligioso sea el primero de muchos.

"Nuestro propósito es ayudar con la comida, mostrar nuestra gratitud a los trabajadores locales y comprar en la localidad siempre que sea posible", dijo Kruppenbacher. "Y compartir con los necesitados".

Una trabajadora local también tomó parte en el servicio. Después de pasar el día limpiando y empaquetando cebollas, Adulia Zúñiga, una trabajadora migrante proveniente de México, que ha vivido en el área por 16 años, cantó "De Colores" con Gardner.

El servicio multicultural también incluyó la actuación del Coro gospel de la universidad, de los Sweden Señor Singers, y del grupo Sankofa African Dance and Drum. Pequeñas flautas de pan fueron bendecidas en cuatro idiomas: inglés, español hebreo y Twi.

"Que manera más maravillosa de reunir a nuestras comunidades", dijo Katy Wilson, vicepresidenta de inscripciones y de asuntos estudiantiles de la universidad. "Y no hay una meta más importante que la de asegurar que nadie se vaya a su casa con hambre".


NOTA DE LA REDACCIÓN: Para más informaciones sobre el reto del Presidente Obama a las universidades, favor de consultar: www.whitehouse.gov/administration/eop/ ofbnp/interfaithservice. Para participar en la iniciativa de Brockport llamada "Seasons of gratitude" ("temporadas de gratitud"), favor de visitar www.brockport.edu/serve.

Copyright © 2022 Rochester Catholic Press Association, Inc. All rights reserved. Linking is encouraged, but republishing or redistributing, including by framing or similar means, without the publisher's prior written permission is prohibited.

No, Thanks


eNewsletter