Agencia ayuda a ser dueño de casa

ROCHESTER — La Corporación de Desarrollo Iberoamericana se hará cargo de un nuevo proyecto de alojamientos económicos que continuará la misión que ha tenido por 20 años de convertir lotes vacíos o propiedades abandonadas en casas bien cuidadas que ayudan a rejuvenecer los barrios de la ciudad.

"Hacemos que los sueños se conviertan en realidad", dijo Eugenio Marlin, director ejecutivo de la corporación. "Además, ayudamos a todo el mundo. Pero principalmente, concentramos nuestros esfuerzos en asegurar que la comunidad hispana sepa de la existencia de estos proyectos (de casas económicas)".

Pedro Ramos es alguien que no pensaba que le era posible comprar una casa cuando se mudó aquí de Puerto Rico hace ocho años. Su crédito había sido dañado por la compra de un auto, explicó él. Después que un amigo lo refirió a la corporación, dijo que el personal de la misma lo ayudó a reestablecer su crédito y a encontrar una casa. Ellos también guiaron a Ramos y a su esposa, Carmen, durante el proceso de solicitud de una hipoteca.

Como resultado de la ayuda que recibió de la Corporación de Desarrollo Iberoamericana, la pareja compró una casa en Resolute Street el año pasado, añadió él.

"Esa es una buena idea, que las oficinas de Ibero lo ayuden a uno", comentó Ramos. "Así la gente puede comprar casas".

La agencia sin fines lucrativos fue creada originalmente hace 23 años para administrar propiedades pertenecientes a la organización con cual está afiliada, la Liga de Acción Iberoamericana, explicó Marlin. La corporación se extendió al área de la construcción cuando construyó unos duplexes, Los Pinos, en Geneva. En 1998, construyó el Centro para la Familia Jorge Colón Carrión en 777 Clifford Avenue, donde están situados la guardería y los servicios para niños de Ibero. También uno de los edificios que remodeló fue donado años atrás por la Diócesis de Rochester en Clifford Avenue, cerca de Hudson Avenue. La agencia completó ese proyecto de dos años en el 2000 y en la actualidad, la Escuela Independiente María Eugenio de Hostas se haya en ese edificio.

En años recientes la corporación ha transformado una gran parcela de tierra que se extiende de Clifford Avenue hasta Avenue A, cerca de North Clinton Avenue, añadió Marlin.

En esa parcela, donde se encontraban antes Giodarno Lumber y Leo J. Roth Corp., hay ahora un edificio donde se encuentra la división de incapacidades de desarrollo de Ibero, una tienda de segunda mano en 200 Clifford Ave. en donde se encontraba el salón de exposición del almacén de maderas, nuevas casas construidas para clientes con incapacidades de desarrollo y un complejo de apartamentos de 30 unidades para personas de la tercera edad, explicó él.

En colaboración con Greater Rochester Housing Partnership, la organización también remodela casas pertenecientes a HUD que son vendidas entonces a familias que cumplan con los requisitos necesarios.

"La intención es estabilizar los barrios, pero tenemos una segunda intención, que es estabilizar familias", dijo Marlin de la misión de la corporación. "El punto del barrio es siempre parte de una misión más importante para una organización de desarrollo de comunidades".

La Corporación de Desarrollo Iberoamericana ha remodelado 122 hogares desde el 2000, que se han vendido de $65,000 a $75,000, dijo Jean Lowe, presidente de la asociación Greater Rochester Housing Partnership. la Corporación de Desarrollo Iberoamericana es una de varias agencias de desarrollo con los que trabaja la asociación como parte de su programa HOME, que es uno de los mayores productores de casas remodeladas, añadió ella.

El programa HOME tiene dos beneficiarios, comentó Lowe. Uno, es el dueño de casa — que generalmente tiene los requisitos necesarios para los programas de compra de casa por primera vez, y a quien la corporación ayuda con el proceso — que ahora pueden vivir en una casa renovada y que gasta poca energía . El otro beneficiario es la comunidad.

"Ahora uno tiene como vecinos a dueños de casa interesados en cuidarlas bien", dijo Lowe. "Hace verdaderamente un impacto en la calle".

Con su último proyecto de desarrollo: El Camino Estates, que incluye 24 hogares, la corporación está impulsando las inversiones en la construcción en el área de Clifford Ave, añadió Lowe. La Corporación de Desarrollo Iberoamericana se ha asociado con el Grupo Rochester Cornerstone y con un inversionista privado y espera comenzar los trabajos en la primavera, dijo Marlin.

"Demuestra un verdadero interés en un barrio individual", dijo Lowe.

Carol Wheeler, gerente de alojamiento para la Oficina de desarrollo de casas y negocios de Rochester, está de acuerdo. La ciudad también participa en el programa HOME, comprando propiedades que están vacías o cuyas hipotecas han sido ejecutadas y que son remodeladas por agencias sin fines lucrativos como la Corporación de Desarrollo Iberoamericana, y preparadas para la venta.

Ella dijo que es importante notar que además de ofrecer opciones de casas individuales para familias, el trabajo de la corporación también incluye administrar y remodelar propiedades que se alquilan.

"Se necesitan ambas cosas", dijo Wheeler. "Los dueños de casa ayudan a estabilizar los barrios. Pero las propiedades atractivas que se alquilan a precios económicos también ayudan a estabilizar los barrios y a mejorar sus aspectos.

Heather Tianello, que compró una casa remodelada por la corporación en el 2007, está de acuerdo.

"Ellos hacen muchos trabajos para situaciones diferentes", ella dijo refiriéndose a la corporación. "Para personas que compran casas a precios económicos y para los que alquilan. Hay muchas opciones diferentes, lo que me parece que es magnífico. Además, hacen muy fácil la compra (de casas)".

La principal dificultad que Sabrina Carter confrontó al comprar una casa era tener paciencia cuando encontró la casa de sus sueños el año pasado en Kingsboro Street en el 19o distrito de Rochester. Después de alquilar durante 14 años, Carter dijo que estaba lista para comprar una casa.

Cuando Carter vio su casa por primera vez, la palabra "Ibero" en la ventana le llamó la atención y ella llamó inmediatamente a la Corporación de Desarrollo Iberoamericana. Le dijeron que la casa de tres dormitorios no estaba todavía en el mercado, pero ella comenzó los trámites con el personal de la corporación para que le aprobaran una hipoteca como compradora de casa por primera vez.

"Yo sabía que esa era mi casa", comentó Carter. "Mantuve la fe".

El programa de compra de casas de la agencia es una bendición para la comunidad, añadió ella.

"Le da a uno una oportunidad", dijo ella. "Hasta a aquellos que han cometido un error, que tienen mal crédito o que han perdido un trabajo. Un banco no los aprobaría debido a errores pasados. Son buenas personas, pero no pueden pagar las cuentas. Este es un programa que les da esperanza. Esas personas (de la corporación) le dan a uno una segunda oportunidad, lo ayudan a uno a ahorrar, le consiguen a uno el dinero que necesita… y lo guían a uno por el buen camino".

NOTA DE LA REDACCIÓN: Para más información sobre el programa, favor de llamar a la Corporación de Desarrollo Iberoamericana a 585-467-6410.

Copyright © 2021 Rochester Catholic Press Association, Inc. All rights reserved. Linking is encouraged, but republishing or redistributing, including by framing or similar means, without the publisher's prior written permission is prohibited.

No, Thanks


eNewsletter