Gente de Rochester aplaude banda cubana de salsa

El 10 de abril, en vez de ir a alguno de los muchos eventos que estaban habiendo esa noche en Rochester, decidí ir a Toronto, Canadá, para ver a la banda de salsa del momento que había venido de Cuba: David Calzado y su Charanga Habanera. Fui a Sound Academy, un club inmenso frente al lago, en el centro de Toronto, alrededor de las 9:30 y ya estaba lleno de gente bailando en el piso de madera. Había gente bailando en parejas o haciendo pasos de salsa de casino, o parados simplemente con tragos en la mano, esperando a que saliera la banda. (Para los que no la conocen, salsa de casino o de rueda es similar a bailar en cuadrillas, pero los movimientos se anuncian con frases y movimientos cubanos.)

Mientras observé a la asistencia, noté que la mayoría de los presentes eran señoras cubanas que eran solteras o que habían dejado a sus parejas en la casa para venir y pasar una noche con sus amigas, entre mujeres, esperando estar cerca del escenario y quizás poder tocar a alguno de los cantantes de la charanga. La música, bajo la supervisión del animador Alberth Moreno de Toronto, y de "Mr. Timba", el animador de Toronto Billy Bryans, fue de salsa y regatón cubanos durante las dos primeras horas.

A las 11:45 p.m., después de venir de Cuba y de otra representación electrizante en Montreal la noche anterior, salió al escenario una de las bandas de salsa más famosas de Cuba desde hace muchos años, David Calzado y su Charanga Habanera. El espectáculo originalmente debía incluir a uno de los artistas de regatón más famosos del momento, El Chacal, pero debido a problemas de visa no pudo dejar la isla para venir con La Charanga. A medida que los miembros de la banda se presentaban, la asistencia se fue agitando más, en particular las señoras. La banda comenzó su primera media hora con "Partiendo La Habana", y siguió con su vasto repertorio y con triunfos de sus producciones anteriores y también con cantos de su reciente "No Mires La Carátula". Dantes, Lachy, Junior, Heikel, Aned y el líder David Calzado continuaron manteniendo a la asistencia en un estado de éxtasis, mientras movían las caderas y los hombros en sus rutinas de danzas. Para cerrar la primera parte de su actuación, cantaron su mega triunfo "Gozando en La Habana" que forma parte de su última producción y los asistentes empezaron a cantar con ellos, en coro, "Tu Llorando en Miami Y Yo Gozando en La Habana".

Un concurso de baile sirvió de intermedio, y luego la banda volvió, más relajada esta vez. Calzado ya tenía a la audiencia en la palma de la mano. Todo lo que tenía que hacer era seguir con una música magnífica. Durante la segunda parte de su actuación, Calzado invitó a las señoras a bailar en el escenario, para probar que como dijo: "Cuando salen de Cuba se les olvida la práctica". Hasta ocho mujeres trataron de probarle que estaba equivocado, pero no pudieron. La banda continuó tocando hasta las 2 de la mañana.

La Charanga tuvo una audiencia de 1,300 personas. Un pequeño grupo de Rochester y de Syracuse había ido para experimentar esa noche de música. Esto es lo que dijeron: Darile Correa, una cubana que vive en Rochester, dijo "Sentí que estaba en Cuba con tantos cubanos y con la Charanga Habanera". Liz García, una puertorriqueña que también vive en Rochester, comentó: "Fue un concierto fantástico con una asistencia muy diversa…Una música fantástica para bailar con magníficos bailarines provenientes de todas partes".

Rosabel Antonetti de Rochester dijo: "Tantos músicos en un escenario. Y una serie de artistas muy atractivos y ¡que pueden cantar!… No me puedo quejar.

En fin de cuentas, La Charanga satisfizo las expectaciones con una noche con una música magnífica y una experiencia única.

Rivera es el primer ejecutivo de Latin Roc Entertainment (www.latinroc.com) y el animador de Esencia Latina en Jazz90.1 FM/WGMC-FM radio de 6 a 10 a.m. los sábados y en www.jazz901.org. Se pueden poner en contacto con él en latinroc@gmail.com.

Copyright © 2020 Rochester Catholic Press Association, Inc. All rights reserved. Linking is encouraged, but republishing or redistributing, including by framing or similar means, without the publisher's prior written permission is prohibited.

No, Thanks


eNewsletter