Honran a la patrona de Puerto Rico

ROCHESTER — Francisca "Paquita" Castro no ha visitado su nativo Puerto Rico desde hace tres décadas, pero la Misa anual en celebración de la patrona de la isla, Nuestra Señora de la Providencia, la hace recordar la atmósfera festiva de ese día en su pueblo de origen.

"Se celebra una gran fiesta porque también se descubrió la isla", por Cristóbal Colón el 19 de noviembre de 1493, añadió Castro.

Honrar a María en esa fecha importante de la historia portorriqueña le da a la fiesta una dimensión adicional, comentó el Hermano Juan Lozada, director del apostolado hispano diocesano.

"Que la Santa Virgen de la Providencia nos ayude a todos nosotros a descubrir a Jesús en nuestros corazones", añadió el Hermano Lozada.

La Misa en la Iglesia de Nuestra Señora del Perpetuo Socorro también tiene un significado especial para Castro porque su esposo había arreglado con un amigo comprar una imagen de nuestra Señora de la Providencia como regalo del Día de las Madres este año. El Padre Laurence Tracy bendijo la imagen justo antes del final de la Misa y la mostró en alto mientras los asistentes, que eran más de 70, aplaudían.

El Diácono Salvador Otero dijo que aunque la Misa era en celebración de la patrona de Puerto Rico, todas las personas pueden celebrar la fiesta en honor a María en tanto que mujer, madre y esposa con fe.

A él le cuesta trabajo entender a los cristianos que dudan de la santidad de María, que dicen que ella era simplemente una mujer y nada más.

"María no era una simple mujer", dijo el Diácono Otero. "Dios la guardó … para que fuera la madre de Dios".

Él dijo que el Catecismo de la Iglesia Católica tiene más de 30 citas sobre la Virgen María, lo que ejemplifica el significado de María en la tradición de la fe. Él observó que ella nació sin pecado y mantuvo su fe y la obediencia a Dios a pesar de las muchas luchas y dolor que confrontó como la madre de Jesús.

"La mujer cristiana de hoy debe seguir el ejemplo de María", añadió el Diácono Otero.

Su papel de madre también debe guiar a los padres en la actualidad cuando confrontan muchos retos para mantener a sus hijos en el camino del bien, comentó él. Algunos hijos se apartan de la fe, añadió el diácono.

"María tuvo valor", dijo el Diácono Otero. "Nosotros tenemos que tener ese valor para (ayudar) a nuestros hijos y llevarlos por el camino correcto".

Los católicos tienen que hablar con sus hijos y explicarles por qué ellos rezan el rosario, por qué honran a María y por qué celebran fiestas tales como la de la Providencia, añadió él.

"María nunca dudó" dijo el Diácono Otero, refiriéndose a cuando el Ángel Gabriel se le apareció a ella. "Por eso, tuvo el valor de estar frente de la cruz. … María nos da el ejemplo de fe más grande que tiene la iglesia; el ejemplo que debemos dar a nuestros hijos".

Copyright © 2024 Rochester Catholic Press Association, Inc. All rights reserved. Linking is encouraged, but republishing or redistributing, including by framing or similar means, without the publisher's prior written permission is prohibited.

No, Thanks


eNewsletter