Grupo quiere alimentar a más niños de la ciudad

ROCHESTER — Un informe circulado el 5 de marzo muestra que solo un cuarto de los niños elegibles para el programa de comidas de verano tomó parte el año pasado y los líderes de la comunidad quieren dar a conocer a todos la accesibilidad del programa para alimentar a los más estudiantes posibles.

Solo 4,700 de los 21,000 estudiantes que reciben almuerzos escolares gratis o a bajo precio también recibieron comidas el verano pasado según un informe del Centro para Investigaciones Gubernamentales (CIG). El por ciento de estudiantes que reciben comidas de verano se ha mantenido más o menos igual en los últimos años, según una historia publicada en la edición de Junio 2011 de El Mensajero Católico.

El informe del CIG de 117 páginas fue hecho público durante un evento el 5 de marzo en el Centro Comunitario Thomas P. Ryan, que incluyó una comida de verano para los estudiantes y dirigentes escolares.

El evento fue patrocinado por el Comité de Planeación de Comidas de Verano en colaboración con la Fundación de la Comunidad del Área de Rochester, la Agencia de Sistemas de la Salud de Finger Lakes, el Distrito Escolar de la Ciudad de Rochester, Foodlink y la Ciudad de Rochester. El Comité anunció planes para aumentar la participación en 20 por ciento.

Para cumplir la meta del comité de alimentar más niños, un mayor número de dirigentes escolares, padres, miembros de las familias y grupos de la comunica deben familiarizarse con los servicios de comidas de verano y buscar sitios de distribución ya sea buscando en línea o haciendo llamadas por teléfono, dijo el informe.

Resolver el problema de accesibilidad es vital, porque la demanda para servicios de comidas de emergencia ha crecido, según el informe que encontró que:

* Del 2008 al 2011, el número de niños que recibe comidas de emergencias en despensas, distribuciones de sopa o albergues subió 10 por ciento de mayo a junio, otro 9 por ciento en julio y un 3 por ciento adicional en agosto en el periodo de cuatro años; y

* El personal de la línea de ayuda 211 en casos que no son de emergencia hizo unas 1,500 referencias para ayuda con comida en junio del 2008, 2009, 2010 y 2011. El número total subió a 1,800 en julio y agosto de esos años.

"El programa de comidas de verano de esta comunidad existe para asegurar que todos nuestros niños estén bien alimentados, y todos debemos trabajar juntos para que más familias aprovechen todo lo que el programa ofrece", dijo Jennifer Leonard, Presidenta y Primera Ejecutiva de la Fundación de la Comunidad, que financió parcialmente el Estudio.


NOTA DE LA REDACCIÓN: Para más informaciones sobre las comidas de verano, favor de llamar a Foodlink al 585-328-3380, Para leer el informe del Centro de Investigaciones Gubernamentales, cliquear en "Featured Projects" en www.cgr.org.

Copyright © 2024 Rochester Catholic Press Association, Inc. All rights reserved. Linking is encouraged, but republishing or redistributing, including by framing or similar means, without the publisher's prior written permission is prohibited.

No, Thanks


eNewsletter